Para empezar a hablar de los masajes orientales, sus tipos y sus técnicas, es necesario conocer los fundamentos de estos masajes, que son siempre iguales y que han permanecido inalterables en el tiempo:

  • Prevenir antes que curar: El bienestar integral de la persona, prevenir y buscar el origen del malestar y del dolor. Cualquiera de las técnicas debe aplicarse en personas sanas para evitar la aparición de molestias.
  • El organismo es un todo indivisible que engloba mente, cuerpo y espíritu: Deben tratarse en conjunto, restableciendo el equilibrio en el organismo.
  • La enfermedad sobreviene por los bloqueos energéticos: El cuerpo es un sistema complejo con canales por los que fluye la energía y conectan todas las partes del cuerpo, los órganos internos y la mente.

¿Cuáles son los masajes orientales?

Masajes orientales: tipos y técnicas

Las diferentes técnicas de masajes orientales proceden de un tronco común que es la medicina tradicional de India, China, Japón y Tailandia, con sistemas curativos con grandes similitudes entre si. Nos atraen su exotismo y su enfoque más integral que el del masaje occidental.

El masaje comenzó siendo una cura para las enfermedades, después se ligó al aseo y actualmente tiene como objetivo promover el bienestar personal y la salud de forma tan poco invasiva como eficaz.

Los masajes orientales se caracterizan por usar la presión por medio de los dedos. Se realizan por profesionales y siguen técnicas definidas bastante estrictas para cada tipo de masaje.

En general nos ayudan a eliminar toxinas y células muertas, logrando así una piel más bonita y sana a la vez que ayudan a aliviar el estrés y dolores o desequilibrios corporales.

Tipos de masajes orientales y sus técnicas

Son muchos los ejemplos a ofrecer de masajes orientales, unos son más conocidos que otros:

  • Masaje Tui-Na. Sin cremas ni aceites, con ejercicios de estiramientos para corregir los discos y los dolores de huesos con técnicas manuales.
  • Masaje Zhi-Ya. Promueve la liberación de la tensión muscular y la circulación sanguínea. La presión se realiza mediante pequeños pellizcos .
  • Masaje Hawaiano Lomi Lomi. Con propiedades terapéuticas que relaja, libera tensiones y restablece el equilibrio psicofísico. Es una de las más peculiares , se utilizan manos y codos para realizarlo.
  • Reflexología podal oriental. Utiliza diferentes técnicas de estimulación refleja masajeando los pies con las manos, los dedos y pequeños útiles de madera. A cada zona del cuerpo le corresponde una zona refleja en los pies.
  • Masaje cuatro manos. Es la más relajante. Se aplica por dos terapeutas a la vez con movimientos fluidos y sincronizados. Ideal para la ansiedad, el nerviosismo y el insomnio.
  • Masaje con pindas. Es el más singular combinando calor y presión que se aplican con saquitos de algodón rellenos de arroz con hierbas medicinales que se calientan. El calor abre los poros y permite la eliminación de sustancias de deshecho permitiendo los beneficios de las hierbas medicinales y aceites aromáticos. Depura el organismo y descontractura los músculos.
  • Masaje japonés. Es exclusivamente facial. Consiste en una serie de percusiones y amasamiento del rostro con el fin de rejuvenecer, iluminar, combatir la flacidez y reafirmar el óvalo de la cara. Sus resultados son comparados al de un lifting facial.

A continuación daremos más relevancia a las tres técnicas de masaje oriental más conocidas y populares

Masaje oriental Shiatsu

Masaje oriental Shiatsu

Se trata de un masaje muy suave o de intensidad moderada muy agradable de recibir. El terapeuta utiliza los pulgares y las palmas de las manos para presionar puntos concretos del cuerpo, incorporando otras técnicas que pueden ir desde estiramientos a manipulaciones articulares. Se realiza mediante presión con los dedos en puntos de acupresión y que coinciden con los de los meridianos del cuerpo según la medicina china, por dónde fluye nuestra energía vital. De acuerdo con los principios de la medicina tradicional oriental, la salud depende de que la energía vital fluya por nuestro organismo correctamente sin bloqueos. Esta terapia canaliza esa energía y elimina posibles obstáculos en su camino mediante presiones certeras con los dedos.

Es la única de las terapias orientales junto con la acupuntura y el masaje japonés, reconocida de forma oficial por el Ministerio de Sanidad japonés.

  • Se aplica: Con ropa, sin aceites
  • Zonas de masaje: los meridianos y puntos críticos del cuerpo.
  • Origen: Japón
  • Ideal para: falta de energía, dolor de espalda, dolor de cabeza, dolor menstrual, artrosis, ciática, estrés crónico, asma, estreñimiento, insomnio, ansiedad.

Aplicado regularmente promueve la armonía del cuerpo y la mente, permitiendo aprovechar todo su potencial.

Masaje Tailandés

Masaje Tailandés

Se aplica con ropa ligera y no siempre tumbado sobre todo el cuerpo mediante una serie de movimientos vigorosos y energizantes en los que el terapeuta asume un papel muy activo para desentumecer y reactivar cada punto de tu aparato locomotor sin que tú apenas hagas esfuerzo. Para ello además de las manos, el masajista utiliza puños, antebrazos y codos.

En este masaje también se movilizan los flujos de energía para reequilibrarla y reactivar aquellos órganos en que ha quedado estancada. Trabajando los canales por los que viaja la energía en el organismo, los meridianos a los que la medicina tradicional tailandesa llama Sen, y los puntos energéticos principales. Las movilizaciones parecidas a los movimientos del yoga estimulan el SEN y mueven el LOM por el cuerpo mediante una acción de bombeo que está conectada con la respiración de quien recibe el masaje.

Es un masaje profundo que cubre todo el cuerpo, empezando por los pies y subiendo hacia la cabeza. Utiliza secuencias de ejercicios suaves y fluidos.

  • Se aplica: Vestido, sin aceites
  • Zonas de masaje: espalda, piernas, brazos
  • Origen: Tailandia
  • Ideal para: nerviosismo e insomnio, dolores articulares, migraña, insomnio, artritis, artrosis, contracturas musculares, dolor de espalda, envejecimiento, falta de flexibilidad y tono,

Proporciona un profundo bienestar y una extraordinaria sensación de relajación, al aumentar los niveles de energía descargando el estrés y la ansiedad.

Masaje Ayurvédico

Masaje Ayurvédico

El Ayurveda es una auténtica filosofía de vida que engloba saberes milenarios en torno a la salud, la alimentación y el equilibrio cuerpo mente. El masaje Ayurveda se practica con movimientos profundos y vigorosos por todo el cuerpo, que se unta de una gran cantidad de aceite caliente, con el objetivo de equilibrar cuerpo, mente y espíritu.

Este masaje incluye presión en los puntos marma de la medicina hindú, unos puntos energéticos relacionados con las funciones orgánicas, el metabolismo y los estados emocionales, que tienen su correspondencia en los puntos de acupuntura de la medicina tradicional china.

  • Se aplica: Sin ropa, con aceites.
  • Zona de masaje: todo el cuerpo.
  • Origen: India
  • Ideal para: relajar, depurar, equilibrar, activar el metabolismo…

Es relajante y estimulante al mismo tiempo, al actuar a diferentes niveles. Ayuda a depurar y equilibrar el organismo.

Material imprescindible para un buen masaje oriental

Para la correcta realización de un masaje oriental se necesitan los siguientes materiales de base:

  • Camilla o silla de masaje : dónde se practicará el masaje. Debe de ser especialmente cómoda y permitirnos realizar todos los movimientos precisos.
  • Funda desechable para la camilla: cubre la camilla y la protege de manchas de producto a la vez que higieniza la superficie entre cliente y cliente.
  • Aceite para masaje: facilitará el deslizamiento de los dedos sobre la piel.
  • Aceite esencial: para perfumar la cabina con propiedades específicas, relajantes, calmantes…
  • Toallas de papel: para limpiar el exceso de producto
  • Medio rodillo: facilitará la comodidad del paciente en algunas posturas.

 

Material para un buen masaje oriental

 

Una vez conocidos los principios anteriores, ya puedes elegir el masaje oriental que más se adecue a tus gustos y necesidades preguntándote si prefieres un masaje vestido o sin ropa, si quieres sentir el cuerpo impregnado de aceites o no, si necesitas un masaje enérgico o relajante, si quieres desentumecerte o aplacar el estrés.

 


  • Esta sábana desechable para camillas cuenta con elásticos en las esquinas reduciendo las posibilidades de que se desajuste y se enrolle debajo del paciente provocando incomodidad.
  • Las esquinas elásticas proporcionan el mejor ajuste en la gran mayoría de camillas con medidas aproximadas de 80 cm de ancho y 210 cm de largo.
  • Esta sabanilla desechable está fabricada en tejido sin tejer (nonwovens) que son un tipo de tejidos producidos al formar una red con fibras que se unen por procesamientos mecánicos, térmicos o químicos, pero sin tejer las fibras.
  • La textura es suave, cómoda y agradable al tacto.
  • Cada bolsa contiene 1 sabana desechable color blanco para camillas de 80 cm x 210 cm.
  • El gramaje de la sábana es de 40gr.

Para masajes relajantes y friegas.

  • Muy hidratante
  • No obstruye los poros de la piel
  • Poder emoliente
  • Enriquecido con vitamina E

Aceite rosa mosqueta

Es un potente regenerador celular, ayuda al proceso de cicatrización y eliminación de las marcas de la piel. Suaviza las manchas de la piel y reduce las arrugas y marcas producidas por el acné.